Producto local

¿Por qué es mejor apostar por los productos locales?

Todos sabemos que el consumo local es una buena opción, pero, ¿por qué? Y lo más importante, ¿qué entendemos por consumo local?

Muchas personas asocian este concepto a la colaboración en la compra de productos locales con el fin de generar un menor impacto en el medio ambiente. Sin embargo, este término va mucho más allá.

Un consumo local contribuye a muchas más cosas que te iremos contando a lo largo de este post.

Todo comienza en la producción, en un consumo responsable y en el impacto positivo que genera, tanto en ti como en otros factores externos.

En términos generales, el consumo local favorece el trabajo de nuestro entorno más cercano, aumenta la competencia y fortalece la economía local teniendo un impacto sociocultural positivo sobre nuestro territorio.

 

Pero, ¿cuáles son los beneficios reales de comprar productos locales?

 

  • Genera empleo en tu entorno más próximo
  • Distribución de la riqueza de forma más equitativa
  • La atención es mucho más personalizada
  • El comercio local, además, crea comunidad
  • Premia y compensa el esfuerzo del pequeño empresario/emprendedor
  • Ahorra dinero
  • El consumo es mucho más responsable y menos compulsivo
  • Beneficia al medio ambiente

 

¿Cómo promover el consumo local?

Consumo responsable

La economía local es mucho más importante de lo que imaginamos. Una de las cosas que nos ha enseñado la pandemia es precisamente a valorar la producción local y darle más apoyo al pequeño comercio.

Muchos de nuestros hábitos han sido modificados y bajo el gran lema “juntos saldremos de esta” hemos adquirido una visión más amplia de la realidad: nuestro compromiso tiene un gran impacto en el tejido económico y social de nuestra localidad y debemos apostar por ello.

En el mundo ideal, el comercio local debe convivir en equilibrio junto con las grandes cadenas y el comercio online.

Sin embargo, la realidad es que las grandes desventajas a las que se enfrenta, hace que su escenario sea cada vez más complicado.

Te contamos algunas de las medidas que puedes llevar a cabo para aportar tu granito de arena y promover el consumo local, ya que, te beneficiará tanto a ti como a tu entorno más próximo:

  • Compra en las tiendas de tu barrio
  • Infórmate sobre los productos
  • Consume producto local
  • Consume productos de temporada
  • Respeta el precio fijado por el comercio local

Porque nuestro consumo es “responsable” en el momento en el que sumamos valor a la toma de decisiones de cada día sobre las opciones que nos ofrece el mercado de bienes y servicios.

Elegir qué comprar con conciencia nos ayuda a realizar un consumo más eficiente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad